Una cámara oculta graba los malos tratos de unas enfermeras a un anciano

Hussein Younes Un hombre de 89 años, fue ingresado por uno de sus hijos Salim Younes en el asilo Autumnwood of Livonia, en Michigan (Estados Unidos) para que cuidaran bien de él, como se merece después de tantos años de trabajo. Sus hijos necesitaban ayuda profesional pero desafortunadamente fue sometido a una crueldad inimaginable, le negaron el agua, le quitaron el botón de llamada y le golpearon las piernas contra una pared mientras estaba en una silla de ruedas.

«Es un árabe-estadounidense, y debido a eso, fue atacado en este asilo y horriblemente maltratado”, dijo el abogado de la familia.

En este vídeo podemos ver parte de lo que este hombre sufrió por parte de las enfermeras que lo cuidaban.