Cómo hacer pan casero paso a paso

Si eres de las personas que les gusta cocinar y siempre ha querido hacer uno de los alimentos más básicos como es el pan, ¡hoy es el día! No esperes más y sigue esta receta que te explica el paso a paso de hacer pan casero.

Para esta receta solo se necesitan cuatro ingredientes y un horno doméstico, aunque un horno industrial también sirve.

Ingredientes para hacer pan casero

Esta receta alcanza para 4 – 6 personas.

-500 g de harina de fuerza.

-10 g de levadura de panadero o fresca (la venden en panaderías o en cualquier supermercado).

-300 g de agua tibia.

-10 g de sal

Es importante saber que existen dos tipos de harina de trigo: la de fuerza, que es rica en gluten e ideal para hacer masa de pan. Y la floja, que contiene poco gluten y es se usa más para repostería. ¡Ten cuidado!

Preparación de pan casero paso a paso

Paso 1. Mezclar

Lo primero es verter la levadura sobre el agua y dejarla reposar por unos minutos. Mientras tanto, en un bol coloca la harina y la sal. Si quieres puedes abrir un agujero en el centro de la harina y poco a poco, verter el preparado de agua y levadura. Ahora, remueve con tus manos y mezcla todo en sentido circular hasta formar una masa homogénea y lograr que la mezcla se despegue de las paredes del bol.

Para que la consistencia sea la adecuada, debes ir agregando un poco de harina si la masa está muy húmeda o un poco de agua si la masa está muy seca. El truco es que la masa tenga una textura blanda que no se te pegue en las manos.

Paso 2. Amasar

Espolvorea la superficie sobre la que vas a trabajar con harina. Luego, coloca la masa encima y extiéndela, presiónala con la base de las manos, estírala y dóblala sobre sí misma. Tienes que repetir esta operación, estirar y doblar, por unos 10 minutos. Es aconsejable amasar mientras se escucha música, así no te aburrirás.

Puedes ir añadiendo un poco de harina si la masa se te pega a las manos o a la mesa. La masa resultante debe ser suave y elástica.

Paso 3. Fermentar

Con la masa que ya tienes, forma una bola y colócala en un bol limpio y seco. Luego, tápalo con un paño de cocina limpio y deja reposar por una hora a temperatura ambiente. Durante este tiempo la levadura estará haciendo crecer la masa el doble de su tamaño.

Para comprobar que es suficiente, puedes apretar la superficie de la masa con el dedo índice, esta deberá hundirse y volver a su estado original lentamente.

Ahora comienza otra ronda de amasado. Amasa presionando la mezcla ligeramente con la palma de la mano en sentido circular y doblando los extremos hacia el centro. Haz esto varias veces y luego vuelve a formar una bola. Deja fermentando, es decir, deja la masa en el bol por una hora tapada con un paño seco.

Mientras tanto, precalienta el horno a 250ºC con una bandeja enharinada dentro. En la base del horno, coloca otra bandeja con el contenido de una taza de agua.

Paso 4. Hornear

Una vez pasado el tiempo, coloca la masa en la bandeja enharinada y hazle unos cortes poco profundos sobre la superficie a la mezcla. Introdúcelo en el horno.

Pasados los primeros 20 minutos, retira la bandeja con agua que estaba en la base del horno y baja la temperatura a 200ºC. Deja cocinar por 15 minutos más.

Para comprobar, golpea la superficie del pan con los nudillos y comprueba que suene hueco. Si es así, está listo.

Paso 5. Reposar

Deja enfriar sobre una rejilla. ¡Y ya tienes tu pan casero!

Loading...